Uncategorized

¡Usamos pañales de tela! (¡por fin!)

Voy a ser sincera: cuando estaba embarazada me informe acerca de muchos temas de crianza, pero realmente en superficie, con una parte de mí que pensaba que al final lo más probable es que iba a acabar haciendo todo a lo “tradicional” ( menos la lactancia, eso quería dar el pecho “mínimo 3 meses”).

Uno de estos temas que me interesaban eran los pañales de tela. Me informe sobre el tema y compre dos pañales “para probar”. Y luego nació la mini. Y tenía reflujo. Y lloraba sin parar. Así que deje de lado los pañales de tela, por falta de tiempo y de preocupación. Y luego la mini mejoró sobre los seis meses, empezó a dormir en su cuna y a llorar muchísimo menos. Además coincidió que desarrolló una alergia a los pañales d***ot.

Así que aproveche y saqué mis dos pañales y se lo puse. Y ¡vaya descubrimiento!

Era súper sencillo de poner, no tenía fugas, no olía, la niña sin ninguna irritación… En fin, en unos días me pase al 90% a los pañales de tela.

No dedico mucho más tiempo a lavarlos, ya que lo hago es poner los pañales y los absorbentes de lado y les aclaro en la lavadora y luego pongo el resto de ropa y pongo un ciclo normal. No tengo que recoger los pañales y sacarlos a la basura. No huele nada incluso en verano. Es mucho más económico, ya que aparte del coste de los pañales, me ahorro dinero en diversos potingues por el tema de las irritaciones. Abultan un poquito más pero tampoco se notan tanto.

Aquí una foto de mi mini con el pañal (use en este caso como absorbente una muselina, son los que más abultan, pero son muy cómodos, en otro post explicaré mi instalación)

Y tú ¿usas pañales de tela? ¿Te parecen cómodos?

Leave a Reply

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.